Lamborghini-Huracan-36

Lamborghin​i Huracán LP 610-4 sustituye al Lamborghini Gallardo

El Lamborghini Huracán LP 610-4 ha sido una de las últimas grandes novedades para este final de año. Se trata del coche que sustituye de forma oficial al Lomborghini Gallardo y cuya presentación oficial al público en general se realizará en el Salón de Ginebra de 2014. Antes de esta fecha como suele ser habitual en el lanzamiento de estos coches de alta gama se realizarán hasta un total de 60 presentaciones privadas. El objetivo es mostrarlo primeramente a potenciales compradores con un alto poder adquisitivo.

El Lamborghini Huracán LP 610-4 trae un su interior un motor 5.2 V10 de nada menos que 610 CV tal y como indica su nomenclatura. Una de las novedades que asegura la marca es que este nuevo motor reducirá su consumo con una media según el fabricante de 12,5 litros a los 100 km. Parte de este ahorro se deberá a que incorpora la tecnología start/stop por la que el motor se “para” cuando el vehículo se detiene por ejemplo en un semáforo.

Lamborghini-Huracan-36

Como no podía ser de otra manera las prestaciones que nos ofrece este Lamborghini Huracán LP 610-4 son espectaculares. Su chasis es una combinación de fibra de carbono y aluminio dejando el peso del vehículo en 1.422 kg. Esto unido a la potencia de su motor hace que el Lamborghini Huracán LP 610-4 tenga unos números espectaculares ya que es capaz de alcanzar los 100 km/h en tan sólo 3,2 segundos y una velocidad punta de 325 km/h.

El vehículo cuenta con una caja de cambios de doble embrague y siete marchas y además cuenta con hasta 3 sistemas de conducción: Corsa, Sport y Strada. Estos modos de conducción afectan de forma directa a diferentes ámbitos del coche como son el control de estabilidad, el sistema de tracción o la caja de cambios. También existirá la opción de instalar en el coche unos frenos de carbono cerámicos, perfectos para la conducción en circuito.