La conducción del futuro: Lo que ya tenemos y lo que está por llegar

Conducción del futuro

Uno de los principales atractivos de las Ferias de Automóviles es la presentación de nuevas tecnologías futuristas ligadas a la conducción de próximas generaciones de vehículos. El Salón del Automóvil de Barcelona no ha sido una excepción y muchas casas han presentado tecnología de vanguardia para lo que será el futuro sobre el asfalto.

Si bien la preocupación por el medioambiente será constante y algunos vehículos como el Nissan Leaf ya presentan valores de emisiones cero, dado que son vehículos 100% eléctricos, la mayoría de casas han optado por dejar ver cómo la tecnología podría enfocarse a la seguridad del conductor.

Por un lado se ha mejorado todo lo que ya está presente en los modelos más avanzados: control del ángulo muerto, asistente de aparcamiento, escudo de protección, cámara de 360º…

Pero el futuro más inmediato pasa por una conducción autónoma, en la que sea el vehículo el que pueda de prevenir la mayor parte de accidentes posibles, el responsable de una conducción sin riesgos y, al mismo tiempo, respetuosa con el medio ambiente.

La nueva tecnología de conducción propone así en muchos casos un conductor que se convierte en pasajero o mero “capitán” de una maquinaria que casi siempre estará con el control de crucero activado, más seguro y fiable. Los primeros vehículos que incorporarán esta tecnología serán los eléctricos, puede que incluso sea una condición necesaria para disfrutar de ella, pero ¿estamos preparados para la conducción autónoma?